El infinito, más allá y más!

mac-win

Muy buenas, personas obnubiladas por la modernidad! 🙂

Y es que hay muchas más cosas de las que podríamos imaginar que pertenecen al glorioso mundo de lo infinito, la Vida misma, claro, qué mejor ejemplo, pero centrándonos en el mundo de la informática, para no complicarnos mucho más, también, y mucho, o sea, es MUY infinito, y mira que queda raro decirlo así, pero así es, y además es infinito dentro de su variabilidad, tan sorprendente como que en ocasiones veas que el milagro de la vida se desarrolla… bueno, vale, voy con el ejemplo:

Quiero contar ejemplos reales sobre la informática para que veamos cómo funciona un poco todo esto de las posibilidades; he realizado la primera instalación de un sistema Windows dentro de un sistema Mac, es algo que puede interesar a personas que les gusta la arquitectura de Apple, pero que por lo masivo de Microsoft no pueden desarrollar todo el trabajo en la manzana, así que en ocasiones se ven en esa tesitura de tener que seguir con Windows porque en Mac no pueden hacerlo todo, y cada vez se da menos ese hecho, pero bueno, todavía queda para que el mundo se entere que el caos es evitable… jejeje

Así que un día Apple dio la oportunidad a las personas usuarias de Windows poder usar en el entorno Mac las ventanas, cosa que no es así del revés, esto es, en un Windows no puedes trabajar con Mac, OJO, al menos hasta donde sé, posiblemente de manera virtual sí, pero no tengo los datos; el caso es que Apple desarrolló no sé muy concretamente desde cuándo, la opción de poder usar en Mac el sistema Windows, y lo hizo gracias a una herramienta que tienen los Mac llamada “Boot Camp“.

Existen toda una serie de páginas para que el usuario pueda hacerlo, algunos atrevidos lo hacen y de esa forma pueden seguir sobre todo con programas como Office que no siempre se tiene la oportunidad de usar todo en Mac de manera precisa, esto es, hay formas de usarlo pero no de forma exacta a como se usa en Windows puro.

En los enlaces que podréis ir viendo en algunas palabras podréis ahondar en lo que cuento: cómo se instala, cómo se usa, qué hacer, etcétera, PERO, no siempre todas las explicaciones están bien planteadas, y es una GRAN contradicción, porque una explicación sirve para poder hacer lo que fuere justo, exacto y preciso como tiene que ser, como si en las instrucciones de un electrodoméstico sólo vinieran unas cuantas páginas y el resto… ya usté sabe. NO es válido, ni por parte de una empresa muy famosa o por una desconocidísima.

El caso es que yo me preparé todo la mar de bien -o eso creía- bajándome la imagen ISO de Windows, en este caso el 10 desde la propia página de Microsoft, en la versión de 64 bits, porque es lo que se necesita en Boot Camp, NO vale 34 bits, y convertí lo bajado en un pendrive instalable para el propio Boot Camp, para ello me hice incluso de un usb de buen tamaño para que no quedara demasiado ajustado; cuando llegó el momento de la instalación siguiendo los pasos indicados por el propio asistente del Mac, no acepta el usb instalable, ¿por qué? NI IDEA, la Imagen era de 64 bits, pero nada, tuve que bajar desde el propio Mac en la página de Microsoft esa ISO y tardar todo lo que tarda eso, que no es mucho, pero cada minuto cuenta. De ahí ya sí desde Boot Camp casi todo seguido, y CASI porque hay un momento en donde ya empieza la instalación de Windows 10 en que aparecen las sorpresas en forma de… “¿Quiere instalar tal y tal cosa?”, teniendo en cuenta que esa instalación de Windows en una partición del disco del Mac necesita los drivers SUYOS porque aunque esté en el mismo ordenador ES OTRO, con sus cosas particulares completamente diferentes de Mac, y… qué sucede? pues que tanto el ratón del Mac como el teclado funcionan de manera inalámbrica, por Bluetooth, y eso NO está instalado en el Windows recién estrenado, y no hay otro ratón que poder usar; en las indicaciones de cómo poner Windows con Boot Camp te mencionan así por encima que tengas un ratón, pero tampoco es aquella cosa que sea subrayado de manera especial; y además necesitas un ratón con cable y un teclado, porque en las configuraciones antes de que llegues a otras, ya has puesto contraseñas y de todo, esto es, teclear letras y números y esas cosas.

TOTAL: se necesita SÍ o SÍ un ratón y teclado extras para poder hacer tamaña operación de conjunción de sistemas operativos.

Ahora bien, lo normal sería decirles a los señores que escriben los tutoriales o indicaciones: ACLAREN MUY BIEN ACLARADO ESTO QUE CUENTO, porque un usuario que no esté muy puesto en esto se puede llevar un disgusto importante; que seguro luego hay otras personas que lo han instalado como el que enciende la luz, pero mi experiencia en cosas un poco fuera de lo común es que no hay muchos caminos que seguir, así que a ver si hay suerte y nos colamos en el torrente de la información y cuando alguien busque “boot camp no se instala problemas con ratón” etc. salgamos 🙂

Muy largo, soy consciente, pero en lo muy escueto, no lo olvidéis, está la trampa 😉

Un saludo y ahí vamos, a estar bien!

Siete Bytes

Álvaro

4 comentarios en “El infinito, más allá y más!

  1. Menos mal que alguien es capaz de poner claridad en la liosidad informática, y hablar con sencillez de la verdadera realidad de un sin parar de transformaciones, cada vez más rápidas y complejas. Y sí que sí: El infinito, y más y más; y resulta fascinante ver cómo ya estamos en un mundo, cada vez más mágico, sorprendente, y más útil e imprescindible para crear, y crear… y crear.
    ¡Magnífico!

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s